30 de enero de 2008

Cuando te roban y luego te cobran

Cada vez que me ponen como ejemplo el rigor, la honestidad y la credibilidad de la prensa "seria", frente a lo "peligroso" de que cualquiera pueda publicar en sus blogs Dios sabe qué, me se ponen los pelos de punta.

Hasta hoy no llegué a lo que David Bravo denunció hace dos días: "El Mundo", o como llamarte un día pirata y al otro copiarte, no reconocer tu autoría y cobrar por ello mediante SMS. Todo eso relata Bravo. El diario de Pedrojota debe de tener un fallo sistemático en sus sistemas de verificación de fuentes (o en su ética profesional), porque no es ni la primera vez ni la segunda.

Copiaron una idea de Bravo, se atribuyeron su paternidad, hicieron una obra derivada y te la venden vía SMS por más de 2.40 euros. Pues sí, esto de que en Internet pueda publicar cualquiera es un auténtico peligro...

No hay comentarios: